La publicidad boca en boca juega un papel sumamente importante en las estrategias de mercadeo digital para las instituciones educativas. La publicidad boca en boca es la forma de mercadotecnia más antigua que se conoce y es muy efectiva. Esta estrategia, basada en recomendaciones, encaja perfectamente con los hábitos de búsqueda de los prospectos en la etapa inicial de investigación, los cuales revisan siempre lo que se dice de la institución antes de tomar una decisión.

7 elementos para una estrategia de boca a boca

1. Crea el buyer persona

Pensar y crear una o varias buyer personas te ayudará a conocer tu audiencia objetivo. Cada una de ellas debe describirse con el mayor detalle posible, como si de personas reales se tratara. Tendrás más posibilidades de generar un gran impacto si te dedicas a atacar un problema muy específico. Y esto solo será posible si conoces bien a la comunidad que muestra ese problema. (Puede interesarle: Buyer persona, la guía para crearlos de manera fácil)

Entre más específico sea el problema que atacas, más concreta será la audiencia a la que te dirigirás y mayor será el impacto que tendrás en ella. Si llegas a la vida de tus usuarios con la solución que necesitan, les darás razones suficientes para que se conviertan en embajadores apasionados de tu institución.

Solo para aclarar: el problema no debe de ser profundo para ser específico. Esto quiere decir que no tienes que resolver los enigmas psicológicos que han mantenido a tus usuarios despiertos por las noches. Resolver un problema específico significa que debes dirigirte a un público objetivo bien descrito y delimitado. Esto te ayudará a conocer bien sus necesidades y carencias: sabrás identificar el tema que la mayoría de las veces todos ignoran porque no conocen realmente a la gente que supuestamente forma parte de su nicho de clientes potenciales.

2. Conoce bien los servicios académicos que se ofrecen

Conoce los pros y contras de tu institución. Todo tu equipo de comunicaciones, administrativo, docente y demás empleados deben estar involucrados con las campañas del mercadeo de boca a boca.

Además necesitarás establecer en serio a tu centro educativo y declarar su misión y visión de la manera más clara y directa. Esto también significa que deberás tomar en consideración la posición que ocupas dentro del contexto del sector, el ramo y los problemas emergentes. También deberás conocer a otras instituciones y sus puntos de vista en temas sensibles: ¿cuáles son las posibles respuestas que darían ante los problemas que suelen surgir en la educación?

Prepárate para hablar de cualquier aspecto de tus servicios académicos. Ya sea que surja en conversaciones con usuarios reales o potenciales tienes que saber cómo resolver cualquier duda que tengan respecto a la sector educativo y los servicios académicos.

Mostrar seguridad al hablar de cualquier tema que involucre a la institución, no solo te ayudará a ser un líder de pensamiento, sino que también te dará la cualidad de confianza que es necesaria para crear el chispazo en la publicidad de boca en boca.

Si lo piensas, estás pidiéndole a la gente que pongan en riesgo su reputación por tu producto o servicio. Nadie lo hará si no confía en ti o si no cree que eres el mejor en tu campo.

3. Construir una comunidad en las redes sociales

Esto va a requerir un entendimiento a profundidad de tu público objetivo y cómo se comunica. Como te comentábamos, va a servirte mucho crear a tu buyer persona ideal, o a un grupo de ellos. Saber qué redes sociales están usando te ayudará a crear una comunicación más sólida y, por lo tanto, una comunidad. Haz una investigación profunda y observa si alguna red social en particular, como Quora o Reddit, es más atractiva para el grupo objetivo al que te diriges. No solo pienses en Facebook. (También le puede interesar: Cómo realizar una pequeña auditoria de redes sociales)

Construir una comunidad en las redes sociales y generar cohesión siempre requiere prestarle atención a los más mínimos detalles. Tienes que saber cuál es la voz adecuada para quienes te leen y escuchan: ¿cómo les gusta que les hablen?, ¿qué sentido del humor tienen?

Piensa si acaso quieren que les hables todo el tiempo de manera formal y solo de negocios o si buscan también algo de conversación casual y anécdotas divertidas. Monitorear e interactuar con la comunidad que formes en las redes sociales debe convertirse en parte de tu trabajo y tu vida. Tienes que lograr que tú y tu comunidad sean realmente amigos. Su éxito debe ser parte de tu éxito, y viceversa. Así es como construirás un grupo de seguidores que no solo hablarán por ti y por tu marca, sino que gritarán a los cuatro vientos la excelencia de tu producto o servicio.

4. Identifica a los influenciadores (Influencer) de la comunidad digital (o búscalos)

Una vez que construiste una comunidad sólida en las redes sociales, debes conocer también a quienes forman parte de ella e identificar a aquellos que sobresalen del grupo y pueden generar un impacto en los demás. Claro, eso tampoco significa que no puedas buscar a un influenciador fuera de la comunidad.

Hay influenciador en el mundo que seguramente pueden beneficiarse con el servicio o producto que ofreces: tu trabajo es presentarte con ellos. Algunas cualidades de un buen influencer incluyen una rápida asimilación del concepto de tu marca y una gran cantidad de seguidores; siempre están al día de las últimas noticias y son creadores de contenido original con un nivel de conocimiento medianamente bueno. Busca tener a un par de influenciador de tu lado y aprovecha su alcance para promocionar y vender tu producto o servicio.

5. Indaga quién influye a tus influenciadores

Si bien tus influenciadores (sean parte de tu comunidad o sean externos) piensan de manera independiente, toda la información que obtienen está en algún otro lado. Si sabes qué sitios o puntos de encuentro frecuentan para informarse, o qué publicaciones siguen de manera recurrente, puedes llegar a ellos más fácilmente. Si además sabes con qué otras comunidades interactúan o qué podcasts escuchan, tendrás menos dificultades para obtener una mejor exposición de tu institución educativa.

Busca estar al día no solo con lo que tus inlfuenciadores dicen, sino también con las comunidades que son cercanas a ellos. Si eres un invitado o aportas contenido a las comunidades con las que tus influenciadores se relacionan de manera regular, ellos te ayudarán mucho más a crear el efecto dominó que tanto buscas para tu campaña de publicidad de boca en boca.

6. No censurar los comentarios negativos

Si estás realmente comprometido a realizar una estrategia de mercadeo de boca en boca tienes que aprender a renunciar al control de la conversación alrededor de tu marca. La publicidad de boca en boca se trata de un grupo de personas que hablan sobre tu producto o servicio para darte a conocer. Aunque sería ideal que quienes hablen de ti solo tengan cosas buenas que comentar, no puedes controlar lo que dicen o a quién se lo dicen.

A pesar de ello, puedes guiar la conversación. Primero tienes que estar seguro de que no hay secretos o que ocultas malas experiencias. Deshazte de cualquier mala noticia al ser el primero que hable de ella y no esperes que alguien más comente sobre lo que sucede en tu centro educativo.

Siempre puedes elegir qué aspectos quieres destacar y enfocarte más en ellos que en las debilidades que aún tengas. Asegúrate de que no estés ocultando los puntos a mejorar, sino que los aspectos destacados tengan más peso que los pequeños detalles. Además, en el caso de malas experiencias, siempre puedes buscar compensar el daño para que los demás sepan que tu institución resuelve los conflictos que, inevitablemente, alguna vez surgen.

7. Considera aprovechar la exclusividad

Aunque es cierto que no puedes controlar lo que la gente dice, sí puedes controlar a quienes tienen acceso a tu servicio, sobre todo en las primeras etapas de desarrollo. Google+, en su momento, fue uno de los mejores ejemplos sobre aprovechar la exclusividad, pero también otras compañías o emprendimientos la han utilizado.

Pensar en que no todos puedan utilizar tus servicios es una manera de aprovechar la exclusividad. Si tu centro educativo todavía se encuentra en un momento en el que no está terminado, puedes invitar a influenciadores y gente de la comunidad para que lo prueben y te den una muy buena retro alimentación.

Tus usuarios exclusivos también pueden tener la capacidad de invitar a su comunidad o a más influenciadores, y así volver el servicio viral. Recuerda que la gente quiere lo que no puede tener; así sea solo por simple curiosidad, tu institución llamará la atención de un gran número de personas. Si además reciben la recomendación de alguien en quien confían, tu servicio tendrá el sello de aprobación que ratifica la calidad por excelencia.

Tomado de: Publicidad de boca en boca: qué es, por qué funciona y cómo impulsarla / blog.hubspot.es/

Ebook gratuito

Descubre los elementos escenciales para que su página web no solo muestre su institución, sino que sea una herramienta de atracción y conversión de nuevos estudiantes.